Luis Joa: una pasión... que florece

Luis Joa: una pasión... que florece

Para Luis Joa, un joven talento que recién comienza a incursionar como artista del lente, alcanzar la meta de convertirse en un exponente de la fotografía fue solo cuestión de tiempo. Si bien su vocación lo condujo al mundo de las leyes, siempre permaneció en él la fascinación por las cámaras y las capturas de instantes irrepetibles, fruto de las inquietudes creativas que en él coexisten. Así pues, se trata de un virtuoso que combina perfectamente su desempeño como jurista con su activismo de fotógrafo independiente.

Luis Joa: una pasión... que floreceluis-joa-1.jpgEl año 2016 marcó un punto de partida para Joa, quien relaciona este empezar con un obsequio que le fuera entregado por un familiar cercano. Una Nikon semiprofesional fue el mejor presente que ha podido recibir, pues le permitió aventurarse a desarrollar su carrera profesional en el ámbito de la fotografía artística. Durante el mismo año cursó estudios en la Escuela de Fotografía Creativa de La Habana, y, al cabo de seis meses, decidió emprender su camino de manera independiente, aun sabiendo que le tomaría más tiempo y esfuerzos, pero que a la postre, ganaría un estilo propio y sin influencias directas.

Sus inicios estuvieron fuertemente marcados por el trabajo con personalidades de la cultura cubana, ya fueran músicos, cantantes, actrices y actores, bailarines, y otros. Retratar a distinguidas figuras del arte le ha propiciado un vínculo interactivo con el medio, que lo dinamitan y posicionan entre los artífices que desarrollan este género. En ese sentido, su quehacer deviene un “abanico de posibilidades”, según el propio artista comenta.

Entre las colaboraciones con figuras del arte sobresalen las realizadas con algunas integrantes del Ballet Nacional de Cuba. Ellas se convierten en modelos de fantásticas instantáneas, ambientadas en diferentes escenarios y espacios naturales de la capital cubana, que devienen reflejos del alma de la ciudad. Estas impresiones catapultaron a Luis Joa a su más reciente muestra personal.

Luis Joa: una pasión... que floreceluis-joa-3.jpgPas de deux fue el título de la transitoria presentada en la Galería Tina Modotti del Teatro Mella, a propósito del 26to Festival Internacional de Ballet celebrado en octubre del pasado año 2018. “Exaltar el sublime arte de las puntas en espacios emblemáticos de la urbe capitalina (…), la belleza de la mujer cubana y la figura femenina en la danza” son las premisas fundamentales de esta serie, plasmadas en los sueltos de la exposición.

Luis Joa va forjando su sello; su objetivo es marcar una diferencia y hacer de su arte un medio de expresión y experimentación, que trascienda los márgenes del convencionalismo y los estereotipos.

Enaltecer la belleza de La Habana de manera general es una constante en la trayectoria de este artista. No obstante, sus propuestas son diversas y se despliegan hacia otras temáticas. La serie Huracán Irma (2017), constituye un importante resumen documental del suceso climatológico que afrontó el país hace más de un año. Esta memoria fotográfica recoge visualmente los azotes de las olas contra el muro del malecón y la fuerza que el mar cobró en esos días de tempestad. Los encuadres, así como la ubicación en el mejor ángulo de luz para conseguir el resultado anhelado, son logros de esta secuencia artística, amén de las condiciones en que fueron captadas. Actualmente, Luis Joa trabaja en varios proyectos relacionados con la cubanía y el ballet, elementos que se han convertido en constantes para este artista y que paulatinamente lo van consolidando dentro del gremio de fotógrafos contemporáneos cubanos. El 2019 abrirá sus puertas para Joa con beneplácito y constituirá, sin dudas, un escenario propicio para el desarrollo de este joven creador que tiene mucho para mostrar.

Advertisement