Cuba elimina uso obligatorio de mascarillas para actividades sociales

Cuba elimina uso obligatorio de mascarillas para actividades sociales

Salud y Medicina

CubaPLUS Magazine

El ministro de Salud Pública de Cuba, José Ángel Portal, informó la suspensión a partir de este martes del uso obligatorio de mascarillas para todas las actividades sociales.

Excepto en consultas médicas y servicios hospitalarios que lo requieran, áreas con restricción donde pueda haber un control de foco y sea necesaria su utilización, así como en quienes presenten síntomas respiratorios, aclaró el titular en el espacio radiotelevisado Mesa Redonda.

Insistió en la importancia de que las personas vulnerables continúen utilizando la mascarilla como medida de protección y no solo ante la Covid-19, sino que es conocida su utilidad frente a otras enfermedades, subrayó.

A nadie se le exige que no la use, acotó Portal, quien reafirmó que se elimina la obligatoriedad.

La cartera sanitaria recomienda -destacó-, como lo han hecho otros países, el uso en escenarios de aglomeración de personas y ejemplificó con los ómnibus urbanos, en las colas donde hay varias personas o en espacios donde no sea posible mantener el distanciamiento físico.

En centros laborales y estudiantiles ratificó la decisión de no permitir la entrada de personas con síntomas respiratorios en cualquiera de las variantes de la causa que pueda tener la enfermedad.

Llamó en esos casos, igual en los servicios sanitarios, áreas de elaboración y expendio de alimentos, a garantizar los recursos para el lavado y desinfección de las manos.

De similar manera -enfatizó- se elimina el uso obligatorio de los pasos podálicos a la entrada de las entidades.

Refirió la obligatoriedad al menos una vez al día de la desinfección de superficies y se mantiene la misma sustancia.

Portal aseguró que como Ministerio continuarán con las capacitaciones sistemáticas, actualizando a los trabajadores en las normas higiénicas de protección tanto individuales como colectivas.

Apuntó que la efectividad de las medidas adoptadas se evaluará periódicamente, de forma tal que permita hacer los ajustes necesarios.

Ninguna de las medidas es inamovible, remarcó la autoridad y agregó que su permanencia en el tiempo dependerá de la situación epidemiológica en el país y de lo que seamos capaces desde la responsabilidad de hacer con la salud individual y la del resto de las personas que nos rodean.

Que podamos hoy adoptar esta medidas es una muestra de cuánto hemos avanzado en el control de la epidemia y del quehacer conjunto del gobierno, los profesionales de la salud, la ciencia y el pueblo de manera general, valoró.

Los niveles de inmunización alcanzados son una fortaleza y nos distinguen de la mayoría de los países, destacó el titular de Salud cubano.

El resto está en aprender a vivir con la Covid-19 y trabajar todos juntos para seguir devolviendo la vitalidad a las principales actividades económicas, sociales y de servicios que desarrolla Cuba, concluyó.

(Con información de Prensa Latina)