La Periquera, ícono de la Ciudad de Holguín

La Periquera, ícono de la Ciudad de Holguín

Herencia y Tradición

Por Julia Muñoz Fotos: José (Tito) Meriño

El monumental edificio neoclásico que acoge el Museo Provincial La Periquera es uno de los más célebres de la ciudad de Holguín y su larga historia es parte del encanto del precioso Museo Provincial, enclavado en un edificio colonial de grandes arcadas y amplios salones que mandó a construir en 1860 el hombre más rico de la localidad, el español Francisco Rondán.

Ubicado frente a la otrora Plaza de Armas, hoy Parque Calixto García, el edificio ha sido testigo y protagonista de destacados acontecimientos históricos y culturales. Atacado en sucesivas ocasiones durante las guerras de independencia, La Periquera ha resistido hasta la actualidad funcionando como Casa de Gobierno durante más de un siglo.

Para los más curiosos, el nombre no es tan antiguo como la mansión y existen hipótesis sobre su origen. Se dice que durante el asedio a la ciudad de Holguín por el Ejército Libertador, uno de los soldados gritó: “¡Salgan de la jaula, pericos!” aludiendo al colorido uniforme del ejército español (rojo, amarillo y verde), de ahí el sobrenombre que le otorgaron.

Declarada Monumento Nacional, por su vinculación a la historia de la ciudad y por el valor arquitectónico de su estructura, hoy día la mansión alberga en su interior el fascinante Museo Provincial, donde se puede disfrutar de variadas exposiciones con muestras de arqueología aborigen, documentos y testimonios históricos relacionados con las guerras de independencia.

El elemento de identidad del municipio de Holguín es la réplica de uno de los antiguos aldabones de la casa colonial, que representa un rostro femenino de líneas neoclásicas. Posee un gran valor artístico y se ha convertido en el galardón que se entrega tanto a personalidades cubanas como extranjeras que hayan contribuido al desarrollo cultural, económico o científico del territorio.